Mensaje de Don Carlos Javier con motivo de la Festividad de los Mártires de la Tradición (2016)

Anualmente nos llega el día 10 de Marzo, en el que conmemoramos el sacrificio de nuestros leales.

En la defensa de la Libertad y la Justicia, queremos referimos en esta ocasión, de una manera especial, a nuestros mártires Ricardo y Aniano que hace 40 años en Montejurra dieron su vida en sacrificio por estos ideales, y también a otros que como Ferrán Lucas y Rafael Petrina sufrieron, junto a ellos, graves heridas y secuelas.

Precisamente en “Montejurra”, cuyo nombre representa mucho para el carlismo, que constituía nuestra mayor manifestación anual, masiva y pública, símbolo de la lucha antifranquista.

Lamentablemente hay quien actualmente desconoce o no quiere respetar este nombre.

Hoy, como dije el año pasado y en varias ocasiones, todos lo sabemos además, quien no trabaja por la Comunidad no es demócrata. Sin generosidad personal y sin saber mirar más allá del propio partido, el espíritu democrático no existe, o no es más que una palabra vacía.

Sabemos que las soluciones a los problemas no pueden consistir en dejarse llevar por la exacerbación del sentimiento y creer, por ejemplo, que una secesión conduce a un Estado feliz.

Es cierto que hoy existen territorios disminuidos que deben conseguir su plena realización, pero si se escogen caminos que no son el suyo propio, la solución no llegará jamás.

La solución es alcanzar el más amplio sistema federativo, como hemos defendido y se desprende de la afirmación foral de nuestro cuatrilema.

La solución es encontrar el camino de cada uno. Sabiendo que las libertades forales nunca han sido uniformistas.

Las realidades territoriales, que han ido federándose desde los Municipios y pronto pueden ser la base de Europa, no representan riesgo alguno para nuestras Patrias.

Por otra parte, tenemos que ser conscientes de que hay que cambiar los estilos de vida, la producción y el consumo. Los problemas medioambientales ya no son propios de una minoría como ocurría en la generación anterior.

Como ya os he insistido en varias ocasiones.

– No podemos seguir malgastando los recursos naturales, algunos aparentemente ilimitados como el agua.

– Los negocios no pueden llevarse teniendo únicamente como meta, el resultado económico inmediato, tienen que ser parte de la solución a problemas que existen en la sociedad.

El proyecto ecológico debemos compartirlo con todos y debe alcanzar todas las actividades. Si por miopía no comprendemos la situación, las consecuencias pueden ser más catastróficas que las de las guerras mundiales.

Es nuestra, aunque no exclusivamente nuestra, la exigencia de recuperar la austeridad frente al despilfarro.

Este cambio no puede retrasarse. No es una utopía, es una exigencia de supervivencia.

Lo que en épocas anteriores fue un sacrificio emblemático de un ideal de austeridad, ahora debe transformarse en una acción fuerte, que consiga convencer a nuestros compatriotas de que no toda inversión, por el mero hecho de estar presupuestada y producir aparentes beneficios, es un gasto justo.

En el día de hoy, al recordar a nuestros mártires, perdonemos con generosidad y esperanza a los que nos han ofendido y dañado, a la vez que pedimos perdón a todos aquellos que se hayan visto afectados por culpa nuestra, atendiendo a este año de la Misericordia.

Queridos carlistas, tenemos por delante un camino importante que seguir.

Junto a toda mi Familia, me tendréis a vuestro lado.

En Barcelona, Marzo de 2016

Carlos Javier

Autor: espaciocarlista

Espacio de encuentro para el Pueblo Carlista

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s